6
JUEVES 6 DE DICIEMBRE, 7:30 P.M.
BIBLIOTECA PILOTO DEL CARIBE
(Galería de la Aduana)
 

CON EL AUSPICIO DE LA SECRETARÍA DISTRITAL DE CULTURA, PATRIMONIO Y TURISMO Y LA CORPORACIÓN LUIS EDUARDO NIETO ARTETA.

 

ATENCIO Y BOLÍVAR

 La bienvenida que la ciudad que era Barranquilla le brindó al Libertador Simón Bolívar, ha sido reconstruida con mucha lucidez por Gabriel Atencio en estos cuadros que ahora exhibe en la Galería de La Aduana. El entorno de la plaza de armas en los alrededores de la Iglesia de San Nicolás, la casa de Bartolomé Molinares frente a la cual se le brindaron los honores militares, las arquitectura de calicanto y mampostería de las otras construcciones, las arenosas callejuelas, sus personajes de mayor nombradía, algunos de sus habitantes del común, la vestimenta de milicia de su guardia de honor, la suntuosidad de esas antiguas damas de alcurnia, los carruajes, la legión de granaderos en sus caballos marchando al golpe de los redobles de tambor. Riguroso ajedrecista, Atencio ha colocado las piezas que debieron estar en ese espacio citadino de hace dos siglos, hasta lograr la recreación escénica casi perfecta de lo que aconteció en aquella oportunidad.

Era esa la primera visita de Simón Bolívar a Barranquilla. Y por tener en sí misma una importancia capital, muchos expertos en asuntos de la historia estaban en la pesquisa. Fueron varios los años en los que intervinieron algunos de nuestros más acuciosos investigadores, pero al condensarlos en uno solo de ellos, sabemos que estaremos haciendo justicia elemental y en este homenaje simbólico estarán representados todos los que en ello intervinieron. De modo que el crédito público debe ser para el arquitecto historiador Giancarlo Macchi. Fue suya la idea y fue suyo el empecinamiento para que Gabriel Atencio, por aquel entonces su alumno en la escuela de arquitectura de la U. del Atlántico y uno de sus más adelantados discípulos en las artes de la pintura, domesticara su ansiedad en el conocimiento de los temas adyacentes que le facilitaran la reconstrucción pictórica de la presencia de Simón Bolívar  en estos lados. Él mismo aportó importantes elementos que configuraron lo que  ahora vemos en el plano pictórico de esta obra monumental.

De Gabriel Atencio no habría mucho que añadir tras observar sus pinturas. De su experiencia y de sus logros, empiezan a ocuparse cada vez con mayor interés los críticos especializados. Mucha de su obra histórica está en la Cancillería de Venezuela. Su versión de la fisonomía de Bolívar es, tal vez, la más aproximada, corroborada por recientes estudios, coinciden con la paciente deconstrucción que Atencio realizó para juntar versiones y estudios comparativos hasta llegar a obtenerla.

En esta muestra encontrarán también, a paso rápido, una porción importante de lo que ha sido la trayectoria pictórica de Atencio.  Por ejemplo, la imagen del adiós postrero de El Libertador en Sabanilla, rumbo a San Pedro Alejandrino. El Bolívar laureado y vencido, en el sol de su gloria marchita, coincidente con la que habrá de ser su despedida de este mundo apenas un mes más tarde.

Álvaro Suescún T.

  

NOTICIAS DEL ARTISTA

Gabriel Atencio nació en Cartagena el 3 de marzo de 1973.  Desde que tiene memoria ha expresado las ideas que le inquietan con dibujos.

Desde 1984 su familia se traslada a caracas y a partir de allí ingresó a estudiar Artes Plásticas en la Escuela Cristóbal Rojas en el año de 1985. En el 1989 emprendió un viaje cuya finalidad era una peregrinación a Bombay, India, pero como en la ruta debía hacer una escala en Roma y el viaje incluía una estadía de dos semanas en esta capital, tuvo la oportunidad de apreciar las maravillas de la “Ciudad Eterna” y el Vaticano, sitio éste de sus añoranzas de adolescente, porque desde que se inicio en la senda del arte su faro era siempre el gran Miguel Ángel. Así, creo que este viaje que tenía como objetivo principal resolver inquietudes espirituales, providencialmente sirvió para que Atencio se reafirmara en su vocación pictórica.  Aún sin terminar sus estudios de pintura quiso complementar éstos con la profesión de arquitecto, y empezó a estudiar en la Facultad de Arquitectura en la Universidad José María Vargas de Caracas. En 1996 se residencia nuevamente en Colombia y aquí en Barranquilla continúa y culmina sus estudios de Arquitectura.

Considero que su pintura es más que nada figurativa. Atencio tiene buen dominio de la figura humana y del tratamiento de la luz, fuertemente influenciado por los maestros del impresionismo.

Giovanni C. Macchi B

 

Anuncios